Cartas al País

FUENTE: DIARIO CLARIN

Los jubilados siempre pagamos los platos rotos del Gobierno

OTRAS CARTAS. Voces, reclamos y esperas de jubilados

Escribo a esta sección, en ese tan valorado espacio que tenemos los jubilados: “Voces, reclamos y esperas de jubilados”. Hoy más que nunca, sólo nos queda “esperas” puesto que “voces y reclamos” pasaron a ser una utopía que no podemos revertir y solamente nos queda escribir cientos de kilómetros de palabras para que alguien nos lea y no nos ignoren. Me refiero a la carta “A los jubilados nos quieren hacer creer que combaten el gasto público”, del lector Vicente Casado Arroyo, publicada el sábado 21. Esto es realmente la continuidad del genocidio previsional impuesto por el anterior “gobierno”, el cual se acrecentó después del escandaloso veto de “su bajestad” de Tolosa y cumplimentada al llamarnos “buitres y caranchos”.

Hoy, después de haber confiado en que algo cambiaría, nos vemos tan defraudados como antes y, como dice el lector Arroyo Casado, “nos quieren hacer creer que están bajando el gasto público”, cuando en realidad, siempre somos los jubilados que aportamos toda nuestra vida, los que terminamos pagando los platos rotos de cualquier gobierno. Todos los gobernantes, con mucho palabrerío y poca vergüenza, saben muy bien que sus “queridos abuelos” (traducido en viejos idiotas) no podemos hacer huelgas, paros o piquetes, por lo tanto se aprovechan de nuestra debilidad y todos, absolutamente todos, se ríen de nosotros. También saben que gracias a los K, de los cinco millones de jubilados, la mitad son jubitruchos o los llamados no contributivos, y a ellos todo lo que les venga de arriba, por poco que sea, les viene muy bien, y a la hora de votar, votan cualquier cosa. Y los únicos que somos siempre perjudicados, a pesar de tener juicios con “sentencias firmes y definitivas” por la Justicia y cámaras judiciales de todo el país, nos condenan a morir siendo estafados por el Estado.

Tampoco podemos esperar mucho de la Justicia, puesto que ahora y como último recurso vergonzante de la ANSeS, apelan a la Suprema Corte y ésta se toma todo el tiempo necesario para que un gran porcentaje de jubilados pasen a mejor vida y así se aseguran que no les falten recursos, cuando mensualmente cobran sus abultados haberes de magistrados. Creo que sólo podemos esperar un milagro, esperando que Dios se acuerde de nosotros.

Andrea Martín

andrea.martin75@yahoo.com.ar

Voces, reclamos y esperas de jubilados

El director de la ANSeS, hace unos meses, en una entrevista radial, aseguró que las jubilaciones de la Argentina eran de las mejores del mundo. Y fue más lejos aún, cuando manifestó que eran superiores a las de Finlandia. Pues no dijo la verdad, aunque eso no representa una novedad, ni en éste ni en los anteriores directores. Todos mintieron descaradamente, total, a quién deben rendirle cuentas, a los jubilados (no parece importarles demasiado, como tampoco parecen saber “que nada es para siempre”). Existe un índice global de pensiones, “Melbourne Mercer”, que compara sistemas de jubilaciones a nivel mundial. Siguiendo sus indicadores podemos saber que entre nuestros vecinos, Chile (con 67,3 puntos) es el mejor de la región. Luego, Colombia con 61,7, es el segundo. Brasil, con 54,8 puntos, los sigue. Por último, la Argentina, con 38,8 puntos. Es el último medido.

Con los incrementos trimestrales definidos en la nueva ley, este año las jubilaciones perderán alrededor del 10% comparadas contra la inflación. Los jubilados argentinos esperamos que así como se honró la palabra con la reducción a las retenciones agrarias se haga lo mismo con nosotros y no se espere hasta fin de año para remediar tardíamente el error de cálculo en que incurrió el Gobierno (y Carrió), cuando anunció enfáticamente que “las jubilaciones le iban a ganar a la inflación en 2018”.

Tomás Trelles

totitrelles@gmail.com

Resulta increíble que todavía se siga exigiendo periódicamente a los jubilados y pensionados el “certificado de supervivencia”, cuando con la información mensual de las defunciones por parte del Registro Nacional de las Personas a la ANSeS, tal requisito puede suprimirse.

Tal procedimiento se implementó con éxito durante la gestión del doctor Santiago de Estrada al frente de la Secretaría de Seguridad Social, pero fue inexplicablemente abandonado a partir de 1983.

Horacio Domínico

dominico2010@live.com.ar

Como reciente jubilado, (hace tres meses) una cuestión me provoca angustia. El tiempo me sobra, y por ello me pregunto si sería posible que se implemente una modalidad en la cual los jubilados que así lo deseen, vía online, ofrezcan brindar apoyo intelectual sin cargo a estudiantes primarios y secundarios. Actualmente, mediante el SEAD (Servicio de Educación a Distancia), el Gobierno nacional lo hace a niños y jóvenes argentinos o hijos de argentinos que se encuentran radicados temporariamente en el exterior. La tecnología bien aplicada es una herramienta valiosa en lo que, no sólo a educación intelectual se trata.

Si este sueño, algún día, se hace realidad, no sólo se logrará elevar la educación de nuestra niñez, también el jubilado tendrá la oportunidad de ejercitar y desarrollar día a día su intelecto, con la satisfacción de saber que aún tiene mucho que ofrecer y no ser considerado una carga, que su vida útil no terminó el día que se jubiló, porque trabajar para algunos se convirtió en un hábito difícil de olvidar y esto no lo remedia ningún psicólogo. A mi edad, pocas cosas puedo pedir, la más importante sería comprensión en este trance de mi vida desconocido para mí.

Abel Cuyupari

SAN IGNACIO, SALTA

abeltcj@hotmail.com

A las personas de 90 años o más, la “Reparación Histórica” no les llega nunca, a pesar de que deben gozar de trato preferente según la ANSeS. Cito los “beneficios” 15592570530 y 15080183120. Para ambos, su página Web de la ANSeS anuncia desde hace mucho más de un año que están alcanzados por el programa de Reparación Histórica, de la que en breve se informará. Visto el tiempo transcurrido sin noticias, usar la palabra “breve” es una burla.

En el segundo caso citado, ese anuncio fue sustituido, hace ya casi un año, por el que dice “necesitamos contactarte”, pidiendo se marque un casillero aceptando el contacto. No sólo se lo marcó sino que se presentaron varias notas de reclamo sin resultado. De palabra informan que falta “digitalizar el expediente” como si esta tarea pudiera requerir más de un año y medio.

Carlos Azize

carlosazize@gmail.com

Estamos en época de estrujar cerebros para ver de dónde se puede ahorrar dinero, o bien redirigirlo hacia donde más se necesita. Nos hemos enterado que los convictos cobran un “sueldo” mensual. No tengo idea de cuál es el importe, pero no queda muy claro porqué se le paga ni para qué le sirve estando preso (¿drogas, “favores” por parte de los guardiacárceles, etc.?) Si por alguna misteriosa, añeja y estrambótica ley les correspondiese tal asignación, sugiero que esas sumas se acrediten en una cuenta que el sujeto podrá cobrar cuando le toque salir de la cárcel. Y, mientras tanto, ese dinero debería reasignarse para pagar los juicios pendientes que miles de jubilados le han ganado al Estado.

Estamos en etapas de racionalizar gastos. Usemos el raciocinio. Como este ejemplo deben haber muchos más. Cumpla con lo que dijo y repitió, Don Macri, pague las deudas a los jubilados mientras estén con vida. Y, ya que está “moviendo” su gabinete, ¿por qué no remueve al ineficiente señor Basavilbaso y se busca a un “Manrique modelo 2018”? Hacerlo será justicia.

Tomás Fernández Iramain

tfi@fibertel.com.ar

Estimado lectores, soy un jubilado que aportó 34 años. Hoy tengo 83, y después de muchos años logré que me reconocieran que me habían liquidado mal el haber correspondiente, pero sorpresa para mí me retuvieron el Impuesto a a las Ganancias. Me informé y me dijeron que había un fallo de la Suprema Corte de Justicia de la Nación que dictaminaba que no corresponde tal deducción . Si la ANSeS pretende bajar el déficit fiscal con un aporte ilegítimo como este vamos mal , y al Gobierno también, porque no lo vamos a votar en las próximas elecciones por injustos.

Carlos Torres

cotpyme@gmail.com

1 comentario

Archivado bajo Uncategorized

Una respuesta a “Cartas al País

  1. Es vergonzoso el desprecio del gobierno por los jubilados aportantes.- Con solo ver que la mínima es solo de $8.200.- como premio por haber cumplido con todos los requisitos y aportados los 30 años están igualados a las jubitruchas de las amas de casa que se quedaron cómodas en la casa durante todo el tiempo que los demás trabajaron porque ellas decidieron que no querían trabajar ni aportar.- Pero fueron corriendo a buscar el beneficio que indebidamente les otorgaron.- Y son las más respetadas porque ni siquiera se les ocurre pasarlas a que cobren pensiones no contributivas y revisar los expedientes de tantísimas quea tienen excelentes condiciones económicas.La Ley de moratorias estuvo destinada a quienes en los años ’90 habían quedado desocupados y no podían reinsertarse laboralmente para completar los aportes y les dieron esta oportunidad.- Pero no para que fueran las que hacía más de 30 años no trabajaban.- Pero perjudicaron a los jubilados para beneficiarlas a estas aún violando las leyes porque muy claro dice que teniendo pensión por viudéz no es compatible que se le otorgue otro beneficio no aportado y sin embargo están cobrando los 2 y entre ambos reunen como mínimo $16.000.- mensuales mientras los auténticos jubilados con más de 30 años atrabajados y aportados están cobrando la mitad.- Otra vergüenza es la Reparación Histórica con la que la ANSES se queda cona toda la plata de los juicios comprados por apenas unos pocos pesos la firma del acuerdo de renuncia a todos los derechos constitucionales de cobrar la deuda y reclamar a las autoridades.- Esto lo hacen bajo amenaza de sacarles esa pequeña diferencia en el haber si el jubilado prefiere seguir esperando el juicio que no cobrará nunca.-
    Pero nadie defiende nuestros derechos y seguimos sometidos siempre a la mala voluntad de los gobiernos y también de este.-.-

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s