Para beneficiar a un jubilado, desestiman el criterio de cosa juzgada

FUENTE: DIARIO LA NACION

Jueces previsionales dictaron un nuevo fallo para un retirado a quien le habían rechazado el reclamo

SILVIA STANG

Para beneficiar a un jubilado, desestiman el criterio de cosa juzgada

Para beneficiar a un jubilado, desestiman el criterio de cosa juzgada. Foto: Archivo / Shutterstock

Un fallo del fuero de la seguridad social resolvió apartarse del principio de cosa juzgada para declarar, en el caso de un retirado de las fuerzas de seguridad, que los suplementos adicionales otorgados al personal deben ser considerados para el cálculo del ingreso de la etapa pasiva. Por tanto, la decisión tomada por los jueces de la Sala II de la Cámara Federal de la Seguridad Social significa una mejora en los ingresos. Y, según lo dispuesto, la suba tendrá que calcularse desde el momento en el que la Corte Suprema de Justicia cambió su criterio sobre la materia.

La resolución se dio en el caso “Avascal, Carlos Alberto c/ Estado Nacional”. El demandante ya había obtenido una sentencia desfavorable a su demanda. Fue luego de que la Corte, en la causa “Costa, Emilia c/ Caja de Retiros Jubilatorios y Pensiones Policía Federal”, avalara un criterio adverso a lo pretendido.

Sin embargo, años después el tribunal supremo se pronunció en sentido contrario en la causa promovida por Jorge Humberto Oriolo y otros retirados que se vieron afectados. Así, la Justicia declaró que el haber de retiro debía calcularse teniendo en cuenta el 100% de lo cobrado en actividad, es decir, incluyendo las sumas adicionales que se daban por decreto.

Según la reciente sentencia, firmada por los jueces Luis Herrero y Nora Dorado, de la Sala II de apelaciones, “si se admitiera la aplicación puramente mecánica o ritual del instituto de cosa juzgada, se podría configurar una grave lesión al derecho de propiedad y a la incolumidad de los derechos humanos sociales, cuya protección judicial reviste naturaleza constitucional y convencional”.

También se argumenta que, de no admitirse la reversión del fallo ya existente, se consagraría una desigualdad frente a quienes hicieron un reclamo por el mismo tema en fecha posterior y, por tanto, sí obtuvieron un fallo favorable por existir ya el criterio judicial de la causa Oriolo.

El fallo Avascal quedó firme ayer en cuanto a avalar una nueva decisión cuando algo ya estaba juzgado. Según fuentes judiciales, cumplido el plazo para las apelaciones, la demandada Caja de Retiros presentó su cuestionamiento sólo a la tasa aplicada para actualizar el monto implicado en el cumplimiento de la sentencia, pero no se opuso a que se haya resuelto no aplicar el criterio de cosa juzgada.

El reclamo del caso en cuestión se refirió a los pagos adicionales que se dispusieron, para el personal militar y civil de las fuerzas armadas, por decretos de los años 1993, 2005, 2006, 2007 y 2008. Pero abogados previsionalistas consideran que el hecho de que exista un fallo contra el principio de cosa juzgada trasciende a un régimen específico, ya que el criterio podría extenderse a reclamos de otros jubilados.

En 1988, la Corte había resuelto en un expediente (Licio Rocca) que había que respetar, aun en reclamos de la seguridad social, el principio de no revisar algo ya juzgado. Los jueces Herrero y Dorado, sin embargo, consideraron válida la doctrina anterior (de la causa Foussats, Horacio) en la que se consideraba que “en materia de previsión social, el régimen de cosa juzgada respecto de las sentencias desfavorables al jubilado no debe ser restrictivo, ya que lo que importa es el reconocimiento exacto de los derechos acordados por las leyes”. El escrito judicial insiste en que hay un principio constitucional de igualdad que debe ser respetado.

En la opinión del abogado Adrián Tróccoli, el fallo Avascal es “importantísimo”, justamente porque permite que todos los jubilados “sean iguales ante la ley”, al permitir que se puedan “corregir errores de sentencias anteriores, dando a cada uno lo que le corresponde”. Agrega que este tipo de fallos abre la puerta para evitar que haya jubilados perjudicados por haber litigado “en la época de la mayoría automática de Menem”, cuando la Corte dispuso criterios de actualización luego modificados. Ese fue el caso de los ajustes de haberes ordenados por la Justicia para el período de 1991 a 1995: en los 90 hubo un criterio que llevaba a una mejora de los ingresos muy inferior a la resultante de aplicar lo dispuesto en un fallo de 2005 referido al mismo período.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s